Consejos

Mitos y verdades de la otoplastia

La otoplastia u operación de orejas ha levantado muchos mitos en internet y nosotros desde Cliniky queremos resolver tus dudas sobre ellos. Te enseñamos los mitos y verdades de este tipo de cirugía estética.

 

Las operaciones estéticas siempre han levantado mucha incertidumbre y eso ha llevado a que se creen historias inciertas sobre algunas como la otoplastia en este caso, pero, lo cierto es que no es tan complejo como crees ya que las operaciones de estética han evolucionado mucho y cada vez tienen mayores porcentajes de éxito.

Si quieres informarte sobre los mitos y verdades de la operación de orejas, ¡sigue leyendo!

¿Qué es?

La otoplastia o cirugia de orejas, es una intervención quirúrgica que tiene la intención de corregir la separación que hay entre las orejas y la cabeza así como el tamaño. Gracias a esta cirugía el paciente mejorará su aspecto físico tal y como él desea y el resultado será natural y sin marcas perceptibles.

El procedimiento dura unos 90 minutos no requiere hospitalización y la recuperación es rápida, entre 2 a 7 días dependiendo del caso. Pero, lo que todos quieren saber, ¿cuándo se verán los resultados? Aunque son inmediatos, el paciente no podrá disfrutarlos hasta pasada una semana, que es el tiempo aproximado en el que se deberá llevar una banda protectora que cubra las orejas.

 

Mitos y verdades de la otoplastia

  • La recuperación es larga y dolorosa -MITO-

Es un mito de la otoplastia, como ya hemos mencionado la recuperación dura entorno a los 2-7 días y los cuidados que el paciente debe de hacer no son complicados, aunque sí es necesario seguir todas las recomendaciones del especialista, para evitar complicaciones.
 

  • Es normal que esté hinchada o tirante -VERDAD-

Es una verdad de la otoplastia que durante los primeros días es normal que suceda esto ya que esa zona de tu cuerpo se ha sometido a una intervención quirúrgica pero con el paso de los días, estos síntomas desaparecerán.

 

  • Tendré que dormir boca arriba -VERDAD-

Al menos durante el primer mes aproximadamente,  se recomienda no dormir de lado para evitar molestias así como movimientos bruscos que al contacto de la almohada con la oreja, puedan afectar a los resultados finales. Por lo tanto podemos decir que es una verdad de la otoplastia.

 

  • La operación de orejas no se hace en niños -MITO-

Es un mito de la otoplastia, ya que  partir de los 7 años se considera que las orejas ya se han formado y definido y por esto, pueden realizarte este tipos de intervención, siempre y cuando tengan autorización de sus tutores legales.
 

  • Es necesario cortarse el pelo para la operación de orejas -MITO-

La verdad es que sucede todo lo contrario ya que el pelo ayuda a tapar la banda que debemos de llevar durante los primeros días y contribuye a que la cicatriz no esté tan expuesta al sol. Podemos decir que  tener que cortarse el pero es un mito de la otoplastia.

 

  • La otoplastia puede hacerse en orejas grandes -VERDAD-

Es una verdad de la otoplastia, además de corregir la separación de las orejas, este procedimiento también se puede realizar para arreglar el tamaño de las mismas.
 

  • Con la operación de orejas  puedo perder agudeza auditiva -MITO-

Durante este procedimiento no existe ningún riesgo a perder audición parcial o completamente, ya que la zona que se opera no sobrepasa en ningún caso la parte externa de la oreja. Por ello, perder agudeza auditiva es un mito de la otoplastia.


 


 

Si tienes alguna duda,

Déjanos un comentario

 

Añade un comentario

Nombre

Email (no se mostrará)

Comentario