Esta web utiliza ‘cookies’ para mejorar su experiencia. Al continuar navegando acepta su uso. Más información

Láser PRK
Oftalmología

Láser PRK

El Láser PRK es una técnica de excímeros para combatir la miopía, hipermetropía y astigmatismo recomendado en: pocas dioptrías, para deportistas y en los casos que el oftalmólogo lo indique.

Pide información

En qué consiste

El Láser PRK es una técnica de cirugía refractiva que moldea la córnea, normalmente. con un láser de excímeros. Corrige la miopía, hipermetropía y astigmatismo. La finalidad es que el paciente deje de llevar gafas graduadas o lentes de contacto. Para lograrlo cambia la forma en que la luz se enfoca en la retina.

El Láser PRK consiste en la retirada de una fina capa externa de la córnea llamada epitelio. Después con el láser excimer se moldea el tejido corneal. Por último, pasados unos días, el epitelio se regenera sobre la superficie corneal.

La técnica PRK, al igual que el Lasik o el Smile, utiliza el láser para quemar tejido corneal. Sin embargo, una de las diferencias al láser Lasik es que no se corta el flap cuando se separa el epitelio. Por eso, es necesario que un especialista recomiende a cada paciente el método más conveniente según las características personales.

¿A quién va dirigido?

La técnica PRK va dirigida a pacientes con pocas dioptrías en las córneas. Se recomienda no tener más de 10 dioptrías de miopía, no más de 5 de astigmatismo y no más de 3 de hipermetropía. Por otra lado, también es aconsejable en pacientes con córneas finas pero con dioptrías más altas.

Otro caso en que el láser PRK es aconsejable es cuando la persona interesada es deportista de élite o practica deportes de contacto.

Beneficios

  • La técnica PRK es poco agresiva
  • Es aconsejable en casos determinados
  • Se obtiene buena calidad visual

A tener en cuenta

Para corregir la miopía, el astigmatismo o la hipermetropía con el láser PRK, el paciente tiene que ser mayor de edad y tiene que cumplir con las condiciones apropiadas para llevar a cabo esta técnica, ya que, según cada caso, será más aconsejable un tipo de láser.

El paciente puede experimentar escozor o lagrimeo porque con este método el epitelio se tiene que regenerar. El postoperatorio suele ser más lento que con el láser Lasik.

Detalles

Financiación completa del tratamiento

Tiempo 10 minutos

Hospitalización No requerida

Todo incluido

Recuperación de 7 a 10 días

Resultados Unas 2 semanas

Haz una pregunta

¿Tienes alguna duda sobre el tratamiento o deseas pedir información?

Antes de firmar la solicitud, debes leer la información básica sobre protección de datos que aparece aquí